top of page
  • Foto del escritoraportandoalcaucatv

El ministro de defensa aseguró que la fuerza pública no tiene terrenos vedados en el Cauca

Tras un consejo de seguridad presidido por el ministro de Defensa Iván Velásquez Gómez en el departamento del norte del Cauca con el fin de abordar temas como el reclutamiento forzado, la minería ilegal, la extorsión, entre otros, el jefe de la cartera hizo un llamado a las comunidades que allí habitan a que no permitan la instrumentalización por parte del Estado Mayor Central, el cual busca impedir el deber que tiene el Ejército Nacional con la protección de la población civil.


“No hay terreno vedado para la Fuerza Pública, los objetivos de acción de las Fuerzas se mantendrán y se ejecutarán, y aquí un llamado a la población a que no permitan esta instrumentalización. Sabemos que hay comunidades que se resisten a las amenazas del Estado Mayor Central y se niegan a salir para impedir el cumplimiento del deber de parte del Ejército y a esas comunidades que con tanto valor se han negado a cumplir las órdenes ilegales, como todas las órdenes que imparten esa organización, nuestro reconocimiento”, afirmó Velásquez.


Acompañado por el gobernador del Cauca, Octavio Guzmán, alcaldes de los municipios del norte del departamento, la cúpula militar y de Policía, y mandos territoriales; el ministro manifestó que estas comunidades no están solas y que la Fuerza Pública prestará mayor atención para su cuidado, ya que estos casos serán presentados en el mecanismo de verificación del cese al fuego que se tiene con este grupo. “este mecanismo no es simplemente la presentación de hechos para una eventual verificación, sino que el mecanismo tiene que cumplir sus funciones, y no puede haber cese si no existe un mecanismo eficaz de verificación”.


De la misma forma, Velásquez reiteró el mensaje de lo que es el cese al fuego por parte de la Fuerza Pública, el cual, “solo significa suspensión de operaciones ofensivas y de operaciones especiales de Policía, pero que el copamiento del territorio, el control legal del territorio, la protección a las comunidades, la acción contra toda forma de criminalidad, las operaciones que tienen que incrementarse contra las finanzas criminales de estas organizaciones, particularmente lo que tiene que ver con la minería ilegal y el narcotráfico, se mantienen tienen que cumplirse”.


Por lo anterior, el ministro anunció en este departamento el Plan 16.000 de las Fuerzas Militares y el Plan 20.000 por parte de la Policía Nacional, “estos soldados profesionales empiezan su proceso de formación de reentrenamiento, ya que en realidad son soldados regulares que han estado en servicio militar”. Respecto al Ejército Nacional, se dio a conocer la llegada de 470 hombres para el Cauca, en marzo y mayo de este año.


Paralelo a estos anuncios, el jefe de la cartera de Defensa declaró a medios de comunicación la importancia de articular esfuerzos con el Ministerio de Educación y alcaldías para fomentar el retorno de los jóvenes a las aulas, ya que se evidencia un elevado número de deserción escolar y además son buscados por el Estado Mayor Central para el reclutamiento forzado, lo cual está contemplado en los acuerdos del cese al fuego, como acciones prohibidas.


Finalmente, y frente a las necesidades de vías terciarias, Velásquez se refirió al financiamiento ofrecido por el gobernador del Cauca para desarrollar las obras que no se han llevado a cabo, razón por la cual la Brigada de Ingenieros Militares prestará un apoyo, según palabras del ministro, muy importante en la identificación de necesidades urgentes y las capacidades para acometer ese trabajo.


Tras un consejo de seguridad presidido por el ministro de Defensa Iván Velásquez Gómez en el departamento del norte del Cauca con el fin de abordar temas como el reclutamiento forzado, la minería ilegal, la extorsión, entre otros, el jefe de la cartera hizo un llamado a las comunidades que allí habitan a que no permitan la instrumentalización por parte del Estado Mayor Central, el cual busca impedir el deber que tiene el Ejército Nacional con la protección de la población civil.


“No hay terreno vedado para la Fuerza Pública, los objetivos de acción de las Fuerzas se mantendrán y se ejecutarán, y aquí un llamado a la población a que no permitan esta instrumentalización. Sabemos que hay comunidades que se resisten a las amenazas del Estado Mayor Central y se niegan a salir para impedir el cumplimiento del deber de parte del Ejército y a esas comunidades que con tanto valor se han negado a cumplir las órdenes ilegales, como todas las órdenes que imparten esa organización, nuestro reconocimiento”, afirmó Velásquez.


Acompañado por el gobernador del Cauca, Octavio Guzmán, alcaldes de los municipios del norte del departamento, la cúpula militar y de Policía, y mandos territoriales; el ministro manifestó que estas comunidades no están solas y que la Fuerza Pública prestará mayor atención para su cuidado, ya que estos casos serán presentados en el mecanismo de verificación del cese al fuego que se tiene con este grupo. “este mecanismo no es simplemente la presentación de hechos para una eventual verificación, sino que el mecanismo tiene que cumplir sus funciones, y no puede haber cese si no existe un mecanismo eficaz de verificación”.


De la misma forma, Velásquez reiteró el mensaje de lo que es el cese al fuego por parte de la Fuerza Pública, el cual, “solo significa suspensión de operaciones ofensivas y de operaciones especiales de Policía, pero que el copamiento del territorio, el control legal del territorio, la protección a las comunidades, la acción contra toda forma de criminalidad, las operaciones que tienen que incrementarse contra las finanzas criminales de estas organizaciones, particularmente lo que tiene que ver con la minería ilegal y el narcotráfico, se mantienen tienen que cumplirse”.


Por lo anterior, el ministro anunció en este departamento el Plan 16.000 de las Fuerzas Militares y el Plan 20.000 por parte de la Policía Nacional, “estos soldados profesionales empiezan su proceso de formación de reentrenamiento, ya que en realidad son soldados regulares que han estado en servicio militar”. Respecto al Ejército Nacional, se dio a conocer la llegada de 470 hombres para el Cauca, en marzo y mayo de este año.


Paralelo a estos anuncios, el jefe de la cartera de Defensa declaró a medios de comunicación la importancia de articular esfuerzos con el Ministerio de Educación y alcaldías para fomentar el retorno de los jóvenes a las aulas, ya que se evidencia un elevado número de deserción escolar y además son buscados por el Estado Mayor Central para el reclutamiento forzado, lo cual está contemplado en los acuerdos del cese al fuego, como acciones prohibidas.


Finalmente, y frente a las necesidades de vías terciarias, Velásquez se refirió al financiamiento ofrecido por el gobernador del Cauca para desarrollar las obras que no se han llevado a cabo, razón por la cual la Brigada de Ingenieros Militares prestará un apoyo, según palabras del ministro, muy importante en la identificación de necesidades urgentes y las capacidades para acometer ese trabajo.

Comments


bottom of page